.

Otra magnífica edición de Dirtybird Campout 2018

 

 

No hay campamento como un campamento de Dirtybird, el festival de fin de semana más increíble de California, uno de los mejores festivales de música de camping del mundo sin lugar a duda. Este año, el Dirtybird Campout nos presento una edición más grande y mejor que nunca. Un campamento de verano con un festival de música, con toneladas de actividades divertidas y locas entre toda la música increíble. Emocionantes carreras de botes, caminatas estelares, kickball y muchos más juegos que nos mantuvieron divertiendo durante tres días con el impresionante Modesto Reservoir de fondo.

 

Pudimos pasar de fiesta hasta el amanecer, terminar el festival a las 2 y seguir con los “renegade parties” afterhours épicos creados por la comunidad y finalizar tomando un baño matutino en las refrescantes aguas del embalse Modesto en California. Hable con sus consejeros de confianza del campamento, los DJ de Dirtybird. BBQ exquisito, carnes legítimas ahumadas porque la barbacoa es un elemento distintivo y delicioso del evento. A pesar de que nuestro campamento estaba ligeramente alejado fue bueno tener una caminata de vez en cuando.

 

Un fin de semana lleno de sonrisas, La edición de 2018 de Dirtybird Campout mostró una vez más que el equipo de Dirtybird tienen bastante talento para divertirse más que la mayoría. Dividido en dos etapas, Birdhouse y Bass Lodge incorporando artistas FISHER, Walker & Royce, Kyle Watson, EPROM, Sacha Robotti, Chris Lake, Kevin Knapp, Mikey Lion, Catz 'N' Dogz, Green Velvet y muchos más.

El squad oficial, Claude Von Stroke, Justin Martin, J.Phlip, Christian Martin, Worthy y Ardalan demostró que saben como divertirse realmente con más de 40 torneos, proyectos de arte y manualidades, juegos de campo y aventuras al aire libre. Algunos de estos eventos incluyeron dodgeball, bingo, carreras con floties, serigrafía, observación de aves, kickball, tiro con arco, ping-pong, caza del tesoro, pesca, tira y afloja y juegos de mesa, por nombrar algunos.

Fotos por: Aaron Glassman, Max benedict, Kristina Baknenski

 Palabras: Julian Montenegro